Mi experiencia Erasmus. Torneo de esgrima

29. marzo 2017 Diary 3
Mi experiencia Erasmus. Torneo de esgrima

Como muchos ya sabéis llevo unos meses en Cork, Irlanda, como estudiante Erasmus. No me hizo falta mucho tiempo desde que llegué aquí para darme cuenta de que había tomado la decisión correcta y ahora que ha pasado más tiempo puedo afirmar que ha sido, posiblemente, la mejor decisión que jamás haya tomado.

De entre las muchas cosas maravillosas que estoy experimentando en mi semestre en el extranjero hay una que me gustaría destacar, mi participación en “Fencing Intervarsities 2017”, una competición de esgrima entre todas las universidades de Irlanda. En esta competición cada universidad lleva un equipo con tres miembros para todas las modalidades, y yo tuve el honor de formar parte del equipo femenino de espada de la UCC.

Como comenté en mi entrada “El Arte de Echar de Menos” hacia bastante tiempo desde la última vez que practiqué esgrima y por desgracia no pude entrenar para la competición tanto como me hubiera gustado. A pesar de todo conseguimos muy buenos resultados, forjamos buenas amistades y creamos unos recuerdos que van a ser difíciles de olvidar.

Una vez has sujetado una espada tu brazo no se siente completo cuando no la empuñas, ese es un sentimiento fascinante que nada, a parte de la esgrima, es capaz de producir.

Hay una bestia dentro de cada hombre, y se despierta cuando le pones una espada en la mano.

Mala suerte, ambas al mismo tiempo
Esa mano izquierda!
Lista para atacar
Punto! Gané el combate 4-5

Opiniones3

  • 1
    Xelo on 29 de marzo de 2017 Responder

    Bravoooooo! !!!!!!

  • 2
    Ernes on 29 de marzo de 2017 Responder

    Genial!!!!
    Caa vez me gusta más tu estilo de escritura.
    Lo mismo me pasa a mi con lo de correr en pista, nunca olvidas esa sensación aunque haya pasado mucho tiempo, pero cuando vuelves a pisar la pista hay algo que te recorre la espalda en la primera zancada.
    Un abrazo.

    • 3
      moonlight lady on 29 de marzo de 2017 Responder

      Muchas gracias!!!
      Exacto! Es esa misma sensación, es como “vale, estoy viv@ y además me siento viv@”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.