Un fin de semana ocupado

17. julio 2018 Diary 0
Un fin de semana ocupado

Ha sido un fin de semana movidito. Sé que trabajando los sábados hasta las 9 de la noche no parece que me quede mucho tiempo libre para hacer cosas los findes, pero aun así, un solo día ofrece una infinidad de posibilidades.

El sábado pasado, cuando salí de trabajar me fui de cena con unos amigos de Jon, que tuvieron el bonito detalle de preparar comida vegetariana para que pudiera cenar variedad y estuviera a gusto. Debo admitir que esa noche dormí como un bebé y que me costó tiempo y esfuerzo levantarme a la mañana siguiente.

El domingo fue productivo, pude leer un poco por la mañana antes de ir a una comida familiar y luego por la tarde fui con Jon al cine, no sin antes pasar por La Rollerie a tomar un té. La cafetería es una cucada, está decorada de forma que parece que estés tomando el té en un jardín y los tés y dulces que ofrecen están riquísimos y salen por muy buen precio. Lo único malo fue que como era la final del mundial fueron un poco lentos sirviendo (y se equivocaron con mi té) pero se les perdona y sin duda volveremos.

 

 

Para terminar la tarde entramos al cine a ver Mary Shelley, pero eso ya lo sabéis, sino podéis leer la reseña aquí.

Es curioso como el aprovechar al máximo mi único día libre hace que me enfrente a la semana con más ganas y energía. ¿Os pasa lo mismo?


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.